Berenjenas a la Parmesana

  • 4 berenjenas medianas, de piel muy firme
  • 2 bolas de queso Mozzarella
  • 600 grs de tomates de pera maduros
  • una cebolla morada
  • un diente de ajo
  • un buen ramillete de albahaca
  • una pizca de orégano
  • queso Parmesano rallado
  • 3 cucharadas de pan rallado
  • 2 cucharadas de azúcar
  • unas gotas de vinagre balsámico
  • sal y pimienta negra molida
  • aceite de oliva

En primer lugar, despuntamos las berenjenas y, sin pelar, las cortamos, a lo largo, en rodajas de más o menos un centímetro de grosor. Espolvorear generosamente con sal gorda y las dejamos sobre un escurridor una media.

Mientras, hacer un corte en la base a los tomates y los escaldamos durante un minuto, lo justo para que se les despegue la piel. Los pelamos, retiramos las semillas y se cortan trocean.

Luego, enjuagar y secar las rodajas de berenjena y las asamos por ambos lados. Las vamos sacando y se dejan en una fuente, tapadas con papel de aluminio.

A continuación, rehogar la cebolla y el diente de ajo picados, a fuego suave. Cuando estén blanditos, incorporar el tomate, sal, orégano y pimienta negra molida. Añadimos el azúcar, mezclar bien, tapar y cocer durante quince minutos.

Justo antes de apartar, añadir las hojas de albahaca cortadas en trozos grandes y el vinagre balsámico. Precalentamos el horno a 190 grados.

Cubrir el fondo de una fuente con unas cucharadas de salsa de tomate y espolvorear parte del Parmesano rallado. Encima colocamos una primera capa de rodajas de berenjena, sobre ellas, unas cucharadas de tomate y así hasta acabar con todos los ingredientes.

Por encima, colocamos la Mozzarella en rodajas, espolvorear el pan rallado y algo más de Parmesano. Añadir un hilo de aceite de oliva y hornear durante media hora. Servir templado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.