Terrina de verduras

  • 4 huevos
  • 2 calabacines pequeños
  • 2 zanahorias
  • la parte blanca de un puerro
  • un pimiento rojo
  • 100 mls de nata ligera
  • 2 cucharaditas de harina de maíz
  • 100 grs de queso rallado, tipo Gruyère o Emmental
  • unas hebras de azafrán
  • unas ramitas de perejil
  • unos tallos de cebollino
  • una pizca de comino molido
  • sal y pimienta negra molida
  • aceite de oliva

Para empezar, preparamos las verduras: despuntar los calabacines y, sin pelar, los cortamos en rodajas a lo largo y luego en bastones. Lavar el pimiento, retirar las semillas y lo cortamos en juliana fina. Limpiar las zanahorias, las raspamos y se parten en rodajas finas. Cortamos el puerro del mismo modo.

Luego, calentar un chorrito de aceite de oliva en una sartén amplia y rehogar todas las verduras, a fuego suave, añadir las hebras de azafrán, sal, pimienta y una pizca de comino. Tapar y cocinar durante diez o doce minutos. Precalentar el horno a 180 grados.

Cuando las verduras estén blanditas, apartar del fuego y dejamos enfriar. En un cuenco batimos los huevos con la nata y la harina de maíz. Trabajar con varillas hasta que queden bien trabados.

A continuación, incorporar el queso rallado, un puñado de hojas de perejil y unos tallos de cebollino picados. Agregar las verduras y mezclar suavemente. Volcar en un molde ligeramente engrasado y sacudir para que no queden huecos.

Por último, hornear al baño maría durante cuarenta y cinco minutos y dejamos templar antes de desmoldar. Acompañar con una salsa de tomate o una mayonesa casera.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.