Tortitas de quinoa y panceta

  • 175 grs de quinoa
  • 150 grs de ramilletes de brécol
  • 80 grs de panceta ahumada en una sola loncha
  • 2 huevos medianos
  • una chalota
  • 50 grs de queso fresco, tipo Quark
  • 2 cucharadas de queso Parmesano rallado
  • unos tallos de cebollino fresco
  • unas cucharadas de pan rallado
  • sal y pimienta negra molida
  • aceite de oliva

En primer lugar, retirar la corteza de la panceta, la cortamos en daditos y la salteamos en una sartén, sin nada de aceite. Cuando esté doradita, se saca y dejamos escurrir sobre papel absorbente. En la misma sartén, calentamos un chorrito de aceite de oliva y sofreír la chalota muy picada. Cuando esté blandita, apartamos.

Luego, enjuagar la quinoa y la volcamos en un cazo donde tendremos agua hirviendo con un pellizco de sal. Cocer durante quince minutos y dejamos escurrir.

A continuación, escaldar los ramilletes de brécol en agua hirviendo y se escurren igualmente. Los salteamos en la sartén con la chalota y se vuelcan en un cuenco. Incorporar también los huevos batidos y la quinoa.

Vamos agregando el queso Parmesano y el queso fresco. Incorporar el cebollino picado, sal y pimienta negra molida. Si la masa quedara demasiado suelta, agregar una pizca de pan rallado para que tome consistencia. Tapar con film transparente y dejamos un ratito en el frigorífico.

En el último momento, formamos tortitas de tamaño pequeño que aplastamos con las manos. Se pasan por la plancha o la sartén con un chorrito de aceite de oliva y se doran por ambas caras. Acompañar con una ensalada y un coulis de tomate picante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.